Después de que veas lo fácil que tener tu propia planta de mandarinas, no volverás a comprar más en la tienda. Es una técnica muy fácil, donde no necesitas gastar prácticamente nada de dinero, y en poco meses tendrás tu planta llenas de esta deliciosa fruta que os encanta.

Aqui podras conseguir todos los pasos necesario para que puedas conseguir tu objetivo, lo mejor de todo el que todos querrán saber cómo lo conseguiste, ya que no es necesario tener un gran jardín para tener frutas fresca. Te invito a ver con mucha tensión hasta el final.¿Quieres Saber Más? Sigue Leyendo… Recuerda Compartir Esto Con Tus Amigos.

[showhide more_text=”Clic Aquí Para Seguir Leyendo” less_text=”Mostrar Menos…”]

1.- Precisaras un tiesto de tamaño medio que tenga orificios en el fondo para dejar que el agua drene. Si no los tiene deja de preocuparte, siempre y en toda circunstancia puedes hacerlos tú con ayuda de un taladro.

2.- El próximo paso va a ser añadir una capa desprendida de piedrecitas en el fondo, y encima una tierra de calidad que puedes adquirir en las floristerías.

3.- De la última mandarina que hayas comido debes plantar dos pepitas, o bien semillas de mandarina que anteriormente hayas comprado. Hazlo metiéndolas bajo tierra mas no demasiado profundas y sin presionar entonces la tierra.

4.- Para acabar el proceso de siembra le va a venir excelente un poco de fertilizante.

5.- El árbol de las mandarinas no precisa un riego constante, únicamente cuando veas que la tierra está seca. Procura ponerlo en una zona con sol y si vives en un sitio donde las heladas son fuertes, res guárdalo metiéndolo en casa a lo largo de la noche.

6.- Deja que vaya creciendo y en unos meses vas a poder gozar de tu cosecha.

¿Qué te parece esta facil forma de tener tu planta de mandarinas en casa?. Espero tu opinion en los comentarios de Facebook.

Gracias por visitar la página 😉

Si Te Resulto De Utilidad Esta Información Compártela Con Tu Familia Y Tus Amigos.

[/showhide]